Cambio de paradigma

Reimaginar el espacio de trabajo.

El COVID-19 aceleró ciertas tendencias que ya existían, aunque de manera invisible. Generó un impacto en los modelos de trabajo, en la gestión de las personas, en el diseño de los espacios y en el real estate corporativo.

Estamos ante una nueva realidad de trabajo híbrido, que integra lo físico y lo virtual de una manera más natural.

 

Espacios adaptables, centrados en las personas, y un formato de trabajo distribuido entre el home office, la oficina central y oficinas satelitales.

 

En conjunto funcionan como un ecosistema que mantiene el sentido de pertenencia, cultura y valores de cada empresa. La mayoría de las empresas comenzaron a trabajar de esta manera, con el total del personal interconectado a través de tecnologías y utilizando aplicaciones online para administrar los puestos de trabajo en la oficina y así optimizar la ocupación del espacio. El objetivo es potenciar el concepto de trabajo remoto y mantener a su vez, los vínculos y valores de la empresa. Las reuniones presenciales formales dentro y fuera de la oficina continuarán siendo importantes, aunque ganaran protagonismo los espacios intermedios de intercambio que ocurren en la oficina, y de carácter informal: antes y después de una reunión, en la pausa alrededor del café, encuentros en livings, etc.

A medida que el trabajo se flexibiliza, la oficina se convierte en un lugar más cómodo orientado a las personas y su bienestar. Y para eso el diseño del espacio se basará menos en el puesto de trabajo individual y tendrá un enfoque más holístico y orientado a los usuarios, sus perfiles, sus actividades y sus necesidades, brindando un entorno lleno de experiencias y entretenimiento.

Llamanos

  • (+54 9 11) 3560 3454

WhatsApp

  • (+54 9 11) 5597 2472

Nuestra oficina

Darwin 1154, sector A, 1°AB. C1414 Buenos Aires